El pasado mes de enero el Departament d’Ensenyament de la Generalitat de Catalunya firmó un contrato para insertar, a través de Grupo SIFU, una brigada de jardinería que se ocupe del mantenimiento integral de las zonas ajardinadas.

De este modo, un grupo de empleados con diferentes grados de discapacidad se ocupa de podar, del tratamiento fitosanitario y control de vegetación y del mantenimiento de plantas de interior, así como de la gestión de residuos y reducción de emisión de CO2 en las instalaciones de la institución pública.