Ayer el servicio de jardinería de Grupo SIFU que se encarga del mantenimiento de los alrededores de la Seu Vella de Lleida recibió la visita del alcalde de la ciudad, Àngel Ros, y del segundo Teniente de Alcalde y Concejal de Promoción y Gestión del Hábitat Urbano y Rural y la Sostenibilidad del consistorio, Felix Larrosa.

Los representantes del ayuntamiento tuvieron la oportunidad de conocer de primera mano la experiencia de los trabajadores, una brigada de 10 personas, 8 de las cuales con alguna discapacidad psíquica, las claves de su integración social y laboral y, por otro lado, las novedades técnicas implementadas en este servicio con el objetivo de reducir las emisiones de CO2 y consumo de agua.

El Centro Especial de Empleo tiene 15 años de recorrido en Lleida y es la adjudicataria de este servicio desde el mes de octubre de 2015. El equipo lo forman 8 operarios de jardinería y 2 monitores y entre todos se encargan de tareas como cortar el césped y arbustos, la limpieza de parques y viales, realizar tratamientos fitosanitarios, plantación de flores de temporada, poda de árboles o mantenimiento y programación del sistema de riego. La principal característica del servicio es, sin embargo, el hecho de que el grupo está formado por 8 personas con diferentes tipos de discapacidad psíquica considerada de difícil inserción. “Como Centro Especial de Empleo, nuestra misión es la integración social y laboral de personas con discapacidad, y este grupo es un ejemplo más que demuestra que es posible realizar esta tarea ofreciendo un servicio profesional y de calidad”, ha declarado Miguel Sender, Responsable técnico de Medioambiente de Grupo SIFU en referencia a la apuesta por la empleabilidad de un colectivo vulnerable como son las personas con diversidad funcional. Completan la brigada dos monitores que se encargan de supervisar y velar por el buen funcionamiento del servicio.

Durante la visita, el equipo de Grupo SIFU ha mostrado a las autoridades del ayuntamiento la maquinaria y sistemas técnicos que se utilizan para mantener el buen estado de las zonas verdes del emblemático espacio de la Seu Vella de Lleida. Destaca el nuevo sistema de telegestión de redes de riego implementado recientemente y que permite un ahorro de agua superior al 35%, además de monitorizar el consumo y posibles incidencias y realizar un seguimiento remoto vía internet. En situaciones de lluvia y viento excesivos, el sistema permite cerrar total o parcialmente la red de riego de forma automática, evitando de esta forma el derroche de agua. Los asistentes a la visita también han podido ver en funcionamiento la maquinaria de bajas emisiones que se utiliza habitualmente: desbrozadora, cortasetos, motosierra, soplador y un nuevo cortacésped con motor a gas.