La situación que atravesamos como consecuencia de la pandemia que ha ocasionado el COVID-19 ha obligado a la sociedad española a confinarse en casa desde que se aplicó el Estado de Alarma. Pedro Rodríguez – Jefe Nacional de Ventas explica cómo no le ha quedado “más remedio que, de un día para otro, reorganizar la agenda y continuar teletrabajando y, sobre todo, tratar de hacerlo con la misma eficacia y efectividad de siempre” Nos cuenta cómo ha procurado no cambiar sus hábitos. Así, cada día se pone en contacto con todas las gerencias y colabora con ellas en todo lo que necesiten. “Estamos ante un escenario cambiante e incierto que nos ha obligado a rediseñar nuevas estrategias de ventas y a definir un nuevo portfolio de servicios con una visión mucho más cortoplacista. Nuestra cartera tanto de clientes como de servicios se ha visto muy afectada por el cierre de producción de fábricas consideradas “servicios no esenciales” ya que los servicios auxiliares que prestamos en ellas automáticamente se paralizaron” puntualiza.

 

Aunque las crisis son catárticas en origen también generan oportunidades que hay que saber cazar al vuelo y aprovechar. Hemos detectado un repunte interesante que estamos tratando de aprovechar al máximo en el área de limpieza, desinfección, servicios socio-sanitarios y geroculturas. Y nos hemos reinventado ofreciendo nuevas líneas de apoyo en residencias de ancianos y hospitales -sectores- en los que hasta ahora no teníamos gran presencia y en los que, en la actualidad, estamos introduciéndonos y desarrollando para ellos nuevas líneas de servicios. Líneas que surgen como colaboraciones puntuales, pero de las que estamos plenamente convencidos saldrán clientes sólidos a futuro.

 

La crisis que estamos atravesando es una crisis global y sobre todo humanitaria que requiere de la colaboración de toda la sociedad. Nuestros clientes están como nosotros, expectantes sobre cómo va a ser la vuelta a la tan ansiada “normalidad”. Estamos actuando con cautela y preocupación por nuestras familias, trabajadores y por el futuro de nuestras empresas; pero también todos estamos de acuerdo en que, hoy más que nunca, debemos trabajar unidos hacia la misma meta: acabar cuanto antes con el virus y luchar porque la situación pueda revertirse cuando antes.

 

Espero que el Gobierno sepa estar a la altura de las circunstancias y preste apoyo en la reducción del gravamen fiscal y en el fomento de la contratación. Espero que se dicte la aplicación de medidas socio-sanitarias y la declaración esencial en labores de prevención, limpieza e higienización. Nos esperan meses muy duros para restablecer el gravísimo impacto que ha generado el COVID-19 en nuestras vidas.

 

El momento de solidaridad que he vivido con mi equipo puede trasladarse al que hemos vivido con todos nuestros clientes. Su comportamiento en este sentido ha sido ejemplar en todos los casos. Todos ellos han entendido que estamos jugando un mismo partido en el que ahora más que nunca somos “partners estratégicos” que debemos unirnos y estar más juntos que nunca para vencer esta pandemia.

 

Pedro Rodríguez – Jefe Nacional de Ventas