Formación DEA Ayuntamiento de Sóller
Formación DEA Ayuntamiento de Sóller

Grupo SIFU y el Ayuntamiento de Sóller convierten parte de la zona comercial del municipio en espacio cardioprotegido

Grupo SIFU y la Regiduría de Turismo, Promoción Económica y Agricultura y Pesca del Ayuntamiento de Sóller han convertido parte del área comercial del municipio mallorquín en espacio cardioprotegido, mediante la instalación de varios desfibriladores adquiridos por el consistorio y un proceso de formación destinado a los comerciantes de la zona.

En concreto, se ha instalado un desfibrilador en el exterior del Mercado-Municipal de Sóller, otro en la zona centro (calle Luna) y un tercer desfibrilador en el Puerto de Sóller (calle de Jaume Torrens). Estas tres áreas del municipio han sido seleccionadas por su amplio horario comercial.

Los tres DESA (Desfibrilador Externo Semi-Automático) están inscritos en el registro de Sanidad de las Islas Baleares, cuentan con una vida útil de diez años y se chequean automáticamente de manera diaria para garantizar su funcionamiento. Estos aparatos electrónicos portátiles diagnostican y tratan la parada cardiorrespiratoria cuando se debe a la fibrilación ventricular o a una taquicardia ventricular sin pulso, restableciendo un ritmo cardíaco efectivo eléctrica y mecánicamente.

Además de la instalación de los desfibriladores, Grupo SIFU se ha encargado de realizar una formación acreditada y certificada a ocho comerciantes de Sóller, para que aprendan el procedimiento de uso de estos dispositivos sanitarios. Su mantenimiento y reciclaje también correrá a cargo de Grupo SIFU.

Zona comercial cardioprotegida

El regidor de Turismo, Promoción Económica y Agricultura y Pesca del Ayuntamiento de Sóller, Sebastià LL. Aguiló, ha destacado la apuesta del consistorio por convertir parte del área comercial del municipio en espacio cardioprotegido, una iniciativa pionera en la zona. “Con la instalación de estos desfibriladores y la formación a comerciantes avanzamos en la protección de la ciudadanía ante posibles accidentes cardiorrespiratorios, sobre todo en una zona especialmente concurrida y turística de Sóller”, ha señalado el edil.

A partir de ahora, la zona comercial contará con señalética sobre la ubicación de los DESA y el protocolo a seguir, ya que la ciudadanía puede hacer uso de los desfibriladores previo contacto con el 112.

La directora nacional de suministros de Grupo SIFU, Elisabet Palomo Vallejo, ha puesto en valor la iniciativa impulsada con el Ayuntamiento de Sóller y ha incidido en la importancia de contar con desfibriladores en las áreas más frecuentadas de los municipios.

“Los estudios muestran que la probabilidad de supervivencia aumenta notablemente cuando se realiza la reanimación cardiopulmonar y se utiliza un DESA antes de que llegue la ambulancia. Su uso en los tres primeros minutos incrementa en un 73% la probabilidad de sobrevivir”, ha subrayado Palomo.