Nos parece ético y transparente contar la situación a la que nos estamos viendo abocados por la pandemia del coronavirus en toda su dimensión. Es decir, tanto las experiencias bonitas que están floreciendo a nuestro alrededor como otras, mucho más dolorosas, que también nos están sucediendo.

 

Este ha sido uno de los principales motivos de lanzarnos a crear “Desde Las Trincheras”, y es contar lo que pasa en Grupo SIFU para seguir acercando la realidad de nuestra empresa y de nuestros trabajadores a la sociedad.

 

Francisco Jesús Álvarez González, Técnico de RRHH. de Grupo SIFU en Sevilla se ha enfrentado estos días a una situación que no se esperaba para nada, pero sobre todo que no imaginaba que iba a ser tan difícil de digerir.

 

Y es que, si todos los españoles han incorporado rápidamente a su vocabulario las palabras confinamiento, ERTE o EPI’s, muchos de nuestros compañeros no son siquiera capaces, ya no de entender su significado, si no de comprender su dimensión real.

 

El Grito – Edward Munch

 

Esto le ha llevado a enfrentarse a situaciones de incertidumbre y miedo por parte de algunos de nuestros trabajadores, que tras verse afectados por un ERTE le han llamado porque ni sabían exactamente lo que era, ni porque debían quedarse en casa sin ir a trabajar, cuando es lo que más les gusta del mundo.

 

Para las personas con discapacidad acceder al mercado laboral no es solo una cuestión de supervivencia económica, es una cuestión de superación personal. Un motivo de orgullo al que se enfrentan cada día con su mejor disposición, ya que les hace sentirse iguales.

 

Y esta nueva y desagradable situación no solo afecta a su sustento, si no que les priva de su razón de ser, de la utilidad que dan a nuestra sociedad. Y esto, es muy difícil de explicar, que no de entender…

 

El gerente de Grupo SIFU en Sevilla, nuestro compañero Jorge Lisardo García, quiere poner la nota positiva a este post contándonos la increíble unión y colaboración entre compañeros de oficina, otras delegaciones y la mayoría de los trabajadores de servicios, que estos días están viviendo. Todos están teniendo una gran predisposición para aportar su granito de arena. Y, por esto, Jorge y su equipo les aplauden cada día a las 20:00 horas, al igual que se hace con los sanitarios. Porque para nosotros, estos empleados están siendo héroes.